Pages Menu
Categories Menu

Posted on 5 May 2014 in Iglesia

Dos Papas, Santos para la Iglesia Universal

Dos Papas, Santos para la Iglesia Universal

JP2-et-J23ROMA – TIERRA SANTA – Desde el anuncio de su canonización efectuada por el Vaticano, las fotografías de los Papas Juan XXIII y Juan Pablo II están en todas partes. Los cristianos se alegran de tener la intercesión de dos nuevos santos que han conmovido a las generaciones de la Iglesia, de toda la Tierra Santa y del mundo entero.
Por lo visto, pocas cosas pueden acercar los pontificados de Juan Pablo II y Juan XXIII. Juan XXIII le sucedió en el trono de Pedro a una edad avanzada. Él ocupó el cargo desde 1958 hasta 1963. Todavía estaba enla tradición delos Papasque rara vezsalíandel Vaticanoy fueron marcados por un protocolo imponente que deja poco espacio para la espontaneidad y la creatividad. Juan Pablo II, por su parte, fue elegido Papa a los 58 años. Su pontificado de 1978 a 2005 duró 26 años. Viajó por todo el mundo y visitó un gran número de países. Con una “modernización de la forma de ser Papa”, no dudó en ignorar ciertos protocolos.
Sin embargo, ellos fueron, fundamentalmente, dos reformadores increíbles y dos hombres profundamente espirituales, lo que los convierte en dos ejemplos de santidad para el mundo. Juan XXIII fue, ciertamente, el iniciador del Concilio Vaticano II que cambió la Iglesia Universal y su relación con el mundo contemporáneo. El Consejo trató de redefinir la doctrina tradicional en un lenguaje apropiado para la sensibilidad moderna, en el contexto de “actualizar ” la vida de la Iglesia.
Juan Pablo II, activo durante el trabajo del Consejo, continuó refiriéndose a él en su pontificado. Él también tenía la función de implementarlo. Sus creaciones eran numerosas. Destacan entre ellas, la creación del Día Mundial de la Juventud, continuada por sus sucesores, así como la creación del Catecismo de la Iglesia Católica.
Estas dos figuras de la Iglesia también se caracterizaron por su alegría, su sencillez, su franqueza. Ellos impresionan a los fieles de hoy, que encuentran rasgos similares en el pontificado del Papa Francisco.
Los recuerdos en la Tierra Santa
Juan XXIII nunca llegó a la Tierra Santa. Sin embargo, el Consejo tuvo implicaciones para la Tierra Santa. El Patriarca Latino de Jerusalén, Fouad Twal, recuerda especialmente los cambios en el misal, que llegaron un poco más tarde. Como anécdota, destacó que “la transición de la misa en árabe no había cambiado mucho: antes el sacerdote decía las oraciones en latín, pero alguien le dio las palabras en árabe y el pueblo respondió en árabe”.
Juan Pablo II visitó Jordania, Palestina e Israel en el año 2000. En un largo viaje de ocho días, él fue el primer Papa que visitó y rezó en el Muro de los Lamentos.
Muchos cristianos en la Tierra Santa son tocados por el ejemplo de estos dos Papas cuya devoción mariana es una fuente de emoción. Fue conocido que Juan Pablo II ayudó a muchos cristianos a acercarse a la Iglesia, al ver en él una fuente de unidad.

Por eso hermanas, sacerdotes y fieles eran numerosos en la Co-Catedral del Patriarcado Latino, el domingo 27 de abril de 2014, para dar gracias durante la Misa de Canonización de los dos Papas que se había celebrado en la mañana en Roma.
A la intercesión de los dos nuevos santos fue confiada a la Iglesia, especialmente el viaje del Papa Francisco a la Tierra Santa que se acerca, y preparar y animar a esta tierra y sus fieles a emprender el mismo camino de la santidad, siguiendo todos los sucesores del apóstol Pedro.

Pierre Loup de Raucourt

DSC_0034 copia.JPGDSC08262.jpgDSC08268.jpgDSC08273.jpgDSC_0067 copia.JPGDSC08275 copia.JPGDSC08277.jpgDSC08278 copia.JPGDSC08286 copia.JPGDSC08303.jpgDSC08309.jpgDSC08317 copia.JPGDSC08326.jpgDSC08332.jpgDSC08337.jpgDSC08341.jpgDSC08343 copia.JPGDSC08350.jpgDSC08360 copia.JPGDSC08369.jpgDSC08374.jpgDSC08376.jpgDSC_0105 copia.JPGDSC08384.jpgDSC08388.jpgDSC_0108 copia.JPGDSC08389.jpgDSC08392.jpgDSC08395.jpgDSC08402.jpgDSC08410.jpgDSC_0113 copia.JPGDSC08414.jpgDSC08421.jpgDSC08423.jpg