Pages Menu
Categories Menu

Posted on 6 Mar 2013 in Diócesis

¿Habrá quien emule los acuerdos con las escuelas de Tierra Santa?

¿Habrá quien emule los acuerdos con las escuelas de Tierra Santa?

Ecole-300x226Las iniciativas dirigidas aa los colegios cristianos de Tierra Santa se multiplican. En la actualidad y con el patrocinio de la Red Bernabé, un viaje de estudios ofrece a un grupo de directores y profesores franceses la oportunidad de establecer acuerdos con las escuelas locales. Por otro lado, otra iniciativa “Los vigilantes de la paz”, dirigida por el padre Frédéric Fagot, de la diócesis de Vannes (Francia), surge para crear relaciones de amistad, de voluntariado con los cristianos de Tierra Santa.

La Red Bernabé ha programado 12 visitas a escuelas cristianas por medio de la diócesis del Patriarcado Latino. En la semana del 2 al 9 de marzo de 2013. De Tel Aviv a Ramala pasando por Jerusalén. Jean-François Canteneur, que viaja con el grupo, es el coordinador de la Red Bernabé. Esta puede describirse como “plataforma” para el fomento de la cooperación entre los centros escolares católicos franceses y los colegios cristianos de Tierra Santa. El viaje se dirige a “los equipos educativos que cuenten con un proyecto de asociación bilateral con un homólogo de Tierra Santa o cualquier otro proyecto que pueda servir a las escuelas cristianas de Tierra Santa”, según afirman los organizadores en su página web oficial.

Con este objetivo, se formó este grupo de directores, maestros y catequistas, que representan a una decena de centros escolares franceses. El grupo cuenta también con responsables de pastoral, de relaciones internacionales o territoriales de Apprentis d’Auteuil. Vienen de todas partes de Francia: desde Marsella a Tolosa, de La Roche-sur-Yon a la Picardía, y, por supuesto, de París.

Red Bernabé-300x200Desde el inicio de la semana, la delegación ya ha visitado una escuela en Beit Hanina, dos escuelas de Jerusalén y otras dos escuelas en Belén. Ayer, la jornada terminó con una reunión en el liceo francés de Jerusalén en presencia de los servicios del Consulado de Francia. Hoy, se reunirán con Mons. Shomali en el Patriarcado Latino. “El ritmo es vivo, pero muchas las expectativas de ambas partes”, dice Alice de Rambuteau, asistente de Jean-François Canteneur, que explica además que “en cada colegio, las reuniones con el personal docente, y en especial con los profesores de francés, permiten considerar juntos las actividades educativas que enriquecen a todos”. En este sentido, para entender mejor el contexto de Tierra Santa, el viaje es también una oportunidad de conocer a algunas personalidades israelíes y palestinas, peregrinar a los grandes lugares santos, caminar en el desierto o entender la transmisión de la memoria en Yad Vashem.

«Vigilantes de la Paz»

Y si “el interés de la Red Bernabé es el intercambio de experiencias y habilidades de cada uno”, como explica Alice de Rambuteau, una iniciativa de la diócesis de Vannes (Morbihan – Francia), completa la gama con la asociación “Vigilantes de la Paz”. Lo cuenta el padre Fagot, delegado de educación católica de la diócesis de Vannes y caballero de la Orden de Caballería del Santo Sepulcro de Jerusalén: “A través de nuestra asociación, queremos fomentar que los jóvenes descubran las realidades profundas de Israel y Palestina, conozcan y ayuden a los cristianos de Tierra Santa”. Lo que hacen con reuniones personales de alumnos entre 16 y 22 años de ambos países. La asociación, que da sus primeros con los patronazgos del Mons. Raymond Centène, obispo de Vannes, y Mons. Shomali, obispo auxiliar de Jerusalén, no trata de “institucionalizar” los convenios, sino que “deja actuar a la Providencia”, en palabras del padre Fagot.

P. Fagot-300x268En concreto, se pretende llevar al máximo de jóvenes de Morbihan (y de otros departamentos en el futuro) durante sus estudios a Tierra Santa. Mediante dos maneras. Por un lado, mediante la firma de acuerdos entre escuelas, como, por ejemplo, la escuela secundaria de las Hermanas de San José en Tierra Santa (cuya directora es sor Frida Nasser) con el liceo Saint François-Xavier de Vannes (17 de cuyos alumnos acompañan al padre Fagot en Tierra Santa ahora) y, a finales de abril, se pondrá en marcha un convenio entre el colegio Sainte Anne de la Trinidad-Porthoët con la escuela Zababdeh. El objetivo es organizar intercambios escolares entre alumnos para que los jóvenes se sumerjan en la realidad cotidiana de sus correligionarios de Tierra Santa.

El segundo eje se refiere a los campamentos juveniles de verano. Se están organizando “peregrinaciones-voluntariado” de tres semanas para grupos de 10 a 15 jóvenes. El programa previsto para este verano sigue el siguiente esquema: voluntariado para las comunidades por la mañana (jardinería, hostelería, enfermería, orfanato…), Biblia “sobre el terreno” por la tarde y reunión con personalidades de Tierra Santa de noche. Para 2014, el padre Fagot ya está planeando organizar 3 o 4 estancias para jóvenes del 1 de julio al 31 de agosto.

Basado en el principio de que “todo cristiano nació en Jerusalén”, el padre Fagot (también profesor de historia de las religiones) quisiera que cada joven “se convirtiera en vigilante de la paz” con la oración, el servicio y la peregrinación y que, de regreso a Francia, pudiera dar testimonios de su experiencia. Y el joven sacerdote añade: “Solo se podrán crear realmente lazos de amistad con Tierra Santa si se encuentra en confianza a la gente que vive allí y se experimenta su vida diaria”. Por ahora, la iniciativa es diocesana y se dirige solo a los jóvenes. Pero no es imposible que, en el futuro, también se extienda a las familias y a los profesores…, y no sólo católicos.

Christophe Lafontaine

 

(Traducción del francés por Daniel Berzosa, OCSSJ)