Pages Menu
Categories Menu

Posted on 16 May 2012 in Actualidad local, Política y sociedad

El agua en Tierra Santa, una urgencia humanitaria

El agua en Tierra Santa, una urgencia humanitaria

JERUSALÉN.-La Sociedad de San Ivo, centro católico para los derechos humanos en Jerusalén, analiza el tema de la demolición arbitraria de depósitos. La Sociedad de San Ivo lucha por los derechos civiles y sociales de los habitantes de Tierra Santa; trabaja con el patrocinio del Patriarcado Latino de Jerusalén.

Situado a las afueras de Belén, en Rashayida, se encuentra un pequeño pueblo, cuyos habitantes esperan con impaciencia los camiones israelíes que transportan preciosos litros de agua. El agua se utilizará con prudencia, ya que rara vez llueve en los meses caniculares, y la compra de agua consume la mayor parte del salario mensual. Este verano será especialmente difícil para los agricultores y las familias, que han visto cómo las fuerzas de defensa israelíes han destruido su principal fuente de agua. La cisterna cavernosa, que data de la época bizantina, fue destruida después de que el propietario emprendiera sencillas reparaciones sobre la tapa del depósito sin permiso. Esta acción le ha costado a él y a otras cuatro familias la provisión de agua que necesitan para los meses de verano. Es el tercer depósito de este tipo que ha sido destruido en la región en los últimos siete meses.

El pueblo, como otros tantos, ha reforzado en los dos últimos años su preocupación en los recursos del agua. La mayoría de estas comunidades están ubicadas en la zona C, que cubre más del 60% de Cisjordania y está bajo ocupación total de las fuerzas militares israelíes. Las autoridades israelíes (ICA) controlan las leyes de servicios, la planificación del territorio y la seguridad. Esto incluye todas las renovaciones, rehabilitaciones y construcciones de sistemas de agua. Cualquier estructura que se monte, debe recibir un permiso de las ICA. Con un proceso de autorización que puede durar años y una tasa de aprobación de1 a6 por ciento (dato confirmado por las estadísticas de los militares israelíes), la mayoría de las comunidades son vulnerables a las demoliciones, debido a que la urgente necesidad de agua es mayor que las consideraciones administrativas.

La Sociedad de San Ivo, el centro católico para los derechos humanos, observó una tendencia en torno a la cuestión de los recursos hídricos en 2010; cuando la organización comenzó a verse abrumada con casos de demolición de depósitos. La zona C está poblada por las comunidades más pobres de Cisjordania, que dependen en gran medida de la agricultura y la ganadería. Esta zona se caracteriza también por una importante carencia de infraestructuras de agua. La demolición de algunos de los tanques existentes representa el final de su medio de subsistencia. Bien documentado por la Oficina de las Naciones Unidas para la Coordinación de Asuntos Humanitarios, la política de demolición de las estructuras de agua se unió a una estrategia concertada por Israel para forzar el desplazamiento de los palestinos. De2010 a2011, las demoliciones de estructuras de captación de agua se duplicaron, con 46 cisternas destruidas; lo que afectó a más de 14.000 personas y causó el éxodo de muchas familias.

La política de demolición de los depósitos debe considerarse en el contexto más amplio de la ocupación y la aplicación del régimen de planificación restrictivo, controlado por el ejército israelí. En 2011, San Ivo solicitó al Tribunal Supremo de Justicia israelí que recuperase los comités locales de planificación en la zona C. Esta organización también está realizando una campaña, con el apoyo de otras organizaciones locales, para proteger legalmente los depósitos de las demoliciones arbitrarias.

Este tema va más allá del conflicto palestino‑israelí; es una causa humanitaria urgente. En el marco de esta campaña, se ha publicado una petición por vía electrónica para recordar al Tribunal Supremo israelí su obligación de respetar el derecho internacional.

Sociedad de San Ivo

(Traducción del francés por Daniel de Úbeda, OCSSJ)